Publicado el

LAS 9 CAUSAS QUÉ TE IMPIDE PERDER PESO

PERDER PESO

¿Por qué no consigues adelgazar?.¿Qué te impide perder peso?
Este artículo está enfocado hacia el entrenamiento y dieta femenina donde vamos a analizar por qué no pierdes peso, qué haces mal y cómo lo puedes cambiar con otro tipo de dieta y/o entrenamiento que te ayude a mantenerte fuerte y a la vez perder peso.

Te indicamos a continuación errores habituales que te impiden adelgazar. Puedes ver si los cometes y tú decides si cambias y pruebas.

  1. Demasiado ejercicio aeróbico de baja intensidad
    El ejercicio aeróbico de baja/media intensidad viene muy bien si te sobran muchos kilos. Conseguirás mejorar tu resistencia y adelgazar, pero hasta un punto y te estancarás. Por eso, las sesiones diarias de una hora de cardio “tranquilo” dejan de ser efectivas para perder peso. ¿Cómo solucionarlo?. Con menos cardio, haz 2 sesiones a la semana e incluye el resto de días ejercicios que te ayuden a tonificar y ganar fuerza como Método Tabata. Con este tipo de ejercicios acelerarás tu metabolismo y quemarás grasas almacenadas y ya no cometerás el error número 1.
  2. Tu rutina de entrenamiento y tu dieta siempre son las mismas
    ¿Has oído hablar de tu “zona de confort”?. Puede que no, pero estás anclada en ella si siempre comes y entrenas igual. Lo haces por comodidad, pero generas que el cuerpo se acostumbre, se acomode. Fíjate, ya no te cansas en los entrenamientos, ya no sudas casi, no consigues tonificar tus músculos ni quemar más grasa y hasta las verduras te engordarán si siempre comes las mismas. Busca la solución, una nueva dieta y un nuevo entrenamiento y cambiándolos de vez en cuando, en cuanto notes que te acomodas. Prueba alimentos nuevos y deportes nuevos y si es posible entrena con gente que tenga mejor condición física que tú, para motivarte.
  3. Picas más de la cuenta entre horas
    Sigues una dieta, pero picas entre horas, un poquito de aquí y otro de allá y al final del día esos poquitos perfectamente pueden ser 500 calorías más. ¿Lo habías pensado, crees que no puede ser?. Te proponemos que vayas apuntando todo lo que comes durante tres días y verás como estás aportando al cuerpo bastantes más calorías de las que creías. En cuanto lo veas y pongas solución, ya no cometerás el error número 2.
  4. Incluye proteínas en tu dieta
    Es común eliminar prácticamente toda la ingesta de protínas en la dieta sin saber que los alimentos proteicos pueden llegar a ayudar a perder peso porque sacian y evitan que tengas hambre entre comidas, evitan el picoteo. Cuanto más limpios de grasas estén los alimentos proteicos que comas, mejor. ¿Sabes cuáles son? Carnes magras de aves, pescado blanco y azul, leches vegetales, carnes vegetales, huevos, etc. Incluyendo este tipo de alimentos en tu dieta, ya no cometerás el error número 3.
  5. No llegas a comer todo lo que debieras
    Entre las mujeres es muy común comer menos calorías al día de las que marca la dieta. Demuestra gran fuerza de voluntad conseguir esto, pero si tomas menos calorías de las que debes, ¡no adelgazas!. Seguro que te preguntas por qué y tiene una fácil explicación, si no posees una musculatura tonificada, el hambre provoca que acumules grasas y al no disponer de mucha energía, los entrenamientos no producen el efecto deseado, llegándose a quemar muy pocas calorías.
    Todo esto se solucina comiendo lo necesario para que tu dieta te reporte la suficiente energía a través de proteínas, hidratos de carbono preferiblemente integrales, grasas, vitaminas y minerales.
    Si adelgazar ya no significa para tí pasar hambre, ya no cometerás el error número 4.
  6. Tu metabolismo basal no es matemático
    El gasto metabólico por hora puede variar mucho de una persona a otra, incluso comiendo y entrenando lo mismo. No es bueno entrenar pensando que después podrás comer lo que quieras porque todo lo quemas y además lo controlas con “esa calculadora que llevas dentro” o con tu aplicación del móvil. Piensa que no somos máquinas perfectas y de paso, ya no cometerás el error número 5.
  7. Todo lo que ingieres te aporta calorías
    Nos referimos a las bebidas energéticas, zumos, batidos, alcohol, etc. Cualquier bebida equivale a calorías y las peores son las que proceden del alcohol que se tienden a almacenar en los tejidos y sobre todo en el hígado. Raciona las bebidas energéticas y elimina el alcohol de tu dieta y así, ya no cometerás el error número 6.
  8. Una vida demasiado sedentaria con poca actividad deportiva
    Trabajos sedentarios, inactividad… prácticamente todo el día en la silla y… ¡una hora de ejercicio diario!. Esta es una de las razones de más “peso” para no “perder peso”. Hay estudios recientes que demuestran que la grasa abdominal y de la cintura en general es muy perjudicial para la salud y afecta a un tanto por ciento muy elevado de mujeres que trabajáis sentadas, con la barriga encogida.
    Si quieres evitarlo, no estés sentada más de una hora seguida, levántate y anda un poco, estírate, busca actividades diarias que te ayuden a mantenerte más activa, algún paseo, y así ya no cometerás el error 7.
  9. Los nervios y las prisas “son malos consejeros” 

El ritmo de vida que la sociedad nos impone es alto, rápido, estresante, nos quita horas de sueño y… ¡nos hace engordar!.Un consejo, olvídate de los nervios, tómate la vida con más calma, prioriza tareas y olvídate de otras. En fin, cambia tus hábitos por otros más saludables y seguro que así consigues perder peso y así… ya no cometerás el error número 8.

Si después de leer nuestro post te has quedado con dudas, estare encantados de poder a ayudarte. Sólo tienes que contactarme.